De mis consentidas. Esta receta fue de mis primeros experimentos en la cocina cuando decidí eliminar la carne de mi alimentación. Y no es que sea una receta novedosa (a ver, es un clásico oriental) pero fue novedosa para mí. Este tipo de preparaciones son sin duda de mis favoritas; sé que el tofu no es del agrado de todas las personas, porque “no tiene sabor”, pero es que lo que no han entendido es que él es tan bondadoso que se adapta al sabor que le queramos dar.

Ingredientes 

  • ½ kg de tofu
  • 1 cucharada de aceite de ajonjolí
  • ½ taza de salsa de soya
  • 2 tallos de apio picados
  • 1 chile dulce picado en trozos
  • 3 ½ tazas de brócoli
  • 3 ½ tazas de repollo picado en trozos grandes
  • 4 tazas de coliflor
  • Agua hirviendo
  • Jengibre molido
  • 2 cucharadas de fécula de maíz
  • 3 cucharadas de agua

Preparación 

  1. Partir el tofu en trozos.
  2. En un sartén de teflón calentar el aceite.
  3. Agregar el tofu y cocinar hasta que dore.
  4. Retirar el tofu del sartén y colocar sobre papel toalla.  Reservar.
  5. En la misma sartén saltear los vegetales.  Tapar y cocinar dejándolos crujientes.
  6. Incorporar el agua hirviendo, la salsa de soya y el jengibre, mezclar bien.
  7. Diluir la fécula de maíz en las tres cucharadas de agua y agregar a los vegetales.
  8. Incorporar el tofu y revolver suavemente.

Valor Nutricional por Porción – rinde 4 porciones

  • Energía   235 kcal
  • Proteína   16 g
  • Carbohidratos   23 g
  • Fibra   8 g
  • Grasa   10 g

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *